Tallarines Chow Mein

El mundo de la gastronomía nos deleita constantemente con una variedad de platos exquisitos y cautivadores. Uno de estos tesoros culinarios es el famoso Tallarines Chow Mein. Este platillo asiático ha conquistado paladares en todo el mundo con su combinación única de sabores y texturas. Prepárate para embarcarte en un viaje gastronómico mientras descubrimos el origen, los ingredientes y el arte de hacer unos Tallarines Chow Mein perfectos.

Origen de los Tallarines Chow Mein

Los Tallarines Chow Mein tienen sus raíces en la deliciosa y milenaria tradición culinaria de China. Este plato se originó en la región de Cantón, conocida por su rica historia culinaria. Durante siglos, los chefs chinos han perfeccionado la técnica de saltear fideos junto con una selección de ingredientes frescos y sabrosos. Los Tallarines Chow Mein se han convertido en una especialidad icónica de la cocina cantonesa, apreciada por su sabor inigualable y su presentación colorida.

Información de la receta

  • Raciones: 4 porciones
  • Tiempo de preparación: 15 minutos
  • Tiempo de cocción: 15 minutos
  • Calorías por ración: Aproximadamente 350 calorías por porción

Ingredientes para los Tallarines Chow Mein

  • 200 gramos de fideos Chow Mein
  • 200 gramos de pollo o carne de cerdo, cortado en tiras
  • 1 cebolla grande, cortada en juliana
  • 1 zanahoria, cortada en rodajas finas
  • 1 pimiento rojo, cortado en tiras
  • 100 gramos de brotes de soja
  • 3 dientes de ajo, picados finamente
  • 2 cucharadas de salsa de soja
  • 1 cucharada de salsa de ostras
  • 1 cucharadita de azúcar
  • Aceite vegetal para saltear
  • Sal y pimienta al gusto

La manera de hacer los Tallarines Chow Mein

  1. Comienza cocinando los fideos Chow Mein según las instrucciones del paquete. Una vez cocidos, escúrrelos y enjuágalos con agua fría para detener la cocción. Resérvalos.
  2. Calienta un poco de aceite vegetal en un wok o sartén grande a fuego alto. Añade el pollo o la carne de cerdo y saltea hasta que estén dorados. Retíralos y resérvalos.
  3. En la misma sartén, agrega un poco más de aceite vegetal si es necesario. Añade el ajo picado y saltéalo hasta que esté fragante. Luego, agrega la cebolla, la zanahoria y el pimiento rojo. Cocina a fuego medio-alto hasta que las verduras estén tiernas pero aún crujientes.
  4. Regresa la carne o el pollo a la sartén y mezcla bien con las verduras. Agrega los brotes de soja y revuelve todo junto.
  5. En un tazón aparte, mezcla la salsa de soja, la salsa de ostras y el azúcar. Vierte esta mezcla sobre los ingredientes en la sartén y remueve para asegurar que todo esté bien cubierto.
  6. Agrega los fideos Chow Mein a la sartén y mezcla cuidadosamente para incorporarlos con el resto de los ingredientes. Cocina por unos minutos adicionales hasta que los fideos estén bien calientes.
  7. Sazona con sal y pimienta al gusto. Si deseas un toque extra de picante, puedes agregar salsa de chile o pimiento rojo en escamas.
  8. ¡Voilà! Tus Tallarines Chow Mein están listos para ser servidos. Sirve en platos calientes y disfruta de este festín culinario lleno de sabores cautivantes.

Preparar unos Tallarines Chow Mein puede parecer una tarea desafiante al principio, pero con práctica y pasión, podrás dominar esta deliciosa receta. Atrévete a explorar nuevos sabores y a sorprender a tus seres queridos con un plato lleno de autenticidad y exotismo culinario. ¡Buen provecho!

Scroll al inicio